Bienvenido/a a SaharaLibre.es
Bienvenido/a a SaharaLibre.es

El Semáforo de la Historia

Agenda del Sahara

Diciembre 2017
  1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
Hoy no hay eventos.

Sugerir un evento Sugerir un evento

Login

Nickname

Contraseña

Código de Seguridad: Código de Seguridad
Teclea Código de Seguridad

¿Todavía no tienes una cuenta? Puedes crearte una. Como usuario registrado tendrás ventajas como seleccionar la apariencia de la página, configurar los comentarios y enviar los comentarios con tu nombre.

Enlázanos

SaharaLibre.es QR

Noticias: El coronel Kaddour Terhzaz purga 12 años de prisión por "revelación de secretos"

Enviado el Viernes, 05 de marzo de 2010, a las 12:08:59
Tema: Marruecos - Enviado por prada
Coronel mayor Kaddour Terhzaz
Coronel mayor Kaddour Terhzaz
Marruecos

El coronel mayor Kaddour Terhzaz fue sentenciado a 12 años de prisión en noviembre de 2008. Acusado de revelar “secretos de la defensa nacional”, el que fuera número Dos de la aviación militar marroquí, fue condenado en un juicio expeditivo por el Tribunal militar permanente. Se encuentra incomunicado en la cárcel de Salé, en la misma donde esperan juicio militar seis activistas saharauis y donde cumplen diferentes penas de cárcel terroristas de la Salafiya Yihadia y barones del narcotráfico.

Kaddour Tehrzaz, al igual que su esposa y cuatro hijos que están haciendo campaña por su liberación, sabe que es víctima de una maquinación. La prueba es que el Juez militar le condenó en base a una “carta” que el coronel mayor había escrito al Rey Mohamed VI en 2005, en la que pedía un trato equitativo para los militares marroquíes que habían sido liberados por el Frente Polisario en 2003, entre ellos pilotos que él había comandado. Estos militares ni recibieron las promociones a las que tenían derecho por sus años de cautiverio, ni el Estado les trató como correspondía. El Marruecos de entonces trataba mejor a los tránsfugas del Polisario que a sus propios pilotos que pasaron un cuarto de siglo encarcelados en Tinduf. En la misma carta, Terhzaz aludía al hecho de que “en la época los aviones F5 marroquíes no estaban dotados de defensa antimisiles”. Esta fue la frase que según el juez era “revelación de secretos de la defensa nacional”.

Pues bien, esta misma afirmación ya había sido hecha por el capitán Ali Najab, piloto del F5 derribado el 10 de septiembre de 1978 y que purgó 25 años en la cárcel del Polisario en Tinduf, en una entrevista hecha el 7 de mayo de 2004 al cotidiano Aujourd’hui le Maroc; es decir, un año antes de que Kaddour Terhzaz escribiera al Rey. Para colmo de la incongruencia, el coronel mayor había “revelado” ese secreto en 2005 precisamente al capitán Ali Najab a quien le hizo llegar una copia de la carta que envió a Mohamed VI. Es decir, que el crimen de Terhzaz es inexistente.

Curiosamente Mohamed Ali el Admi, alias Omar Hadrami, que Mohamed VI acaba de nombrar como Wali en el ministerio del Interior, con el cargo de Director de la promoción nacional, fue en ese momento el dirigente del Frente Polisario encargado de conducir una delegación internacional de periodistas a Tinduf para visitar a los prisioneros marroquíes, entre ellos Ali Najab, y posteriormente, les condujo al interior del Sahara, en la región de Smara, donde habia sido derribado el F-5 marroquí.

“Algunos generales han aprovechado la ocasión para vengarse de mi padre”, sostiene Sonia Terhzaz, hija del militar encarcelado. En un documento manuscrito elaborado por el coronel mayor al que ha tenido acceso El Imparcial, éste afirma categóricamente que “los militares oficiales y suboficiales que han participado en las premisas del proceso son formales: desde el comienzo de la instrucción hasta la sentencia definitiva, el general Abdelaziz Bennani y el general Housni Bensliman no han parado de dar instrucciones precisas a la fiscalía y al tribunal militar, para que la condena fuese la máxima posible”.

El ex Inspector general de la aviación marroquí, al mando entonces del general Mohamed Kabbaj, señala a estos dos generales como promotres de la maquinación de la que es víctima. ¿Por qué? Sonia Terhzaz confiesa que su padre nunca se llevó bien con el general Bennani, que en la época de la guerra del Sahara era Comandante general de la zona sur, ni con el general Bensliman, jefe de la Gendarmería Real.

Kaddour Terhzaz, que departía directamente con el rey Hassan II sobre la evolución del conflicto en el Sahara, nunca ocultó al rey “el alarmante estado de desmoralización de las tropas”, “la incompetencia del Ejército de tierra”, y “los golpes militares que el Polisario infringía a las Fuerzas Armadas Reales”. Para el coronel Terhzaz, si el Frente Polisario iba ganando la guerra a finales de los 70 y principios de los 80, “no era debido al apoyo de Argelia, ni al material militar de que disponía, sino a la incompetencia del Estado Mayor marroquí”. Razón más que suficiente para que los eventuales responsables de la época se enemistaran para siempre con el coronel mayor calificado de “bocazas”.

Hassan II lo sabía y durante su vida protegió a Kaddour Terhzaz de los rencores de los mandos. Pero con la llegada al trono de Mohamed VI, los generales se sienten omnipotentes y han aprovechado la ocasión para echarse encima del coronel mayor.

En un principio Kaddour Terhzaz esperó que el Rey reparase la injusticia. A la familia se le pidió que tuviese paciencia y que para la Fiesta del trono de 2009, el rey iba a concederle la gracia. Pero no fue así. “Cometimos un error” dice Sonia Terhzaz. “Ahora no vamos a quedarnos con los brazos cruzados. Seguimos siendo respetuosos con el Rey; nadie puede poner en duda el patriotismo de mi padre. Pero si esta injusticia no es reparada, hablaremos y contaremos muchas cosas sobre la guerra del Sahara y sobre esta casta de generales”, dice. “No permitiremos que nuestro padre muera en la cárcel como si fuera un traidor”.

El propio Terhzaz reflexiona así: “Tras 40 años de leales servicios bajo las órdenes directas del Jefe Supremo de las FAR, con una devoción indefectible a la divisa de las Fuerzas Armadas Reales, hoy soy víctima de venganzas personales, y éstas sí son una traición contra la Justicia de Su Majestad”.

Kaddour Terhzaz tuvo una carrera militar fulgurante. Con algo más de 30 años fue nombrado comandante en jefe adjunto de la Fuerza Aérea, y después agregado militar en Washington, donde se encontraba justo en el momento en que Hassan II se salvó del ataque de los Mirage marroquíes estacionados en la base aérea de Kenitra. El coronel mayor fue el responsable de facto de la aviación militar durante 13 años en la guerra del Sahara occidental. Se jubiló en 1995. Posee numerosas condecoraciones , entre ellas la Legión de Honor francesa y la Gran Cruz del Mérito Aeronáutico española.

“Quizas haya que buscar una explicación para el encarnizamiento de los generales sobre el coronel Terhzaz, en la situación actual”, apunta una fuente de inteligencia militar a EL IMPARCIAL. El general Bennani, que hoy es Inspector general de las Fuerzas Armadas Reales, “quiere enviar un mensaje a todos los oficiales y suboficiales tentados en criticar la política actual en el Sahara: ¡miren lo que le ha ocurrido al coronel Terhzaz!”. El malestar en las FAR es creciente ante un conflicto sin resolver que ha servido sobretodo “para enriquecer a los generales”.


Fuente: El Imparcial

Compartir esta noticia

Enlaces Relacionados

Votos del Artículo

Puntuación Promedio: 0
votos: 0

Por favor tómate un segundo y vota por este artículo:

Excelente
Muy Bueno
Bueno
Regular
Malo

Opciones

"Login" | Entrar/Crear Cuenta | 0 Comentarios
Los comentarios son propiedad de quien los envió. No somos responsables por su contenido.

No se permiten comentarios Anónimos, Regístrate por favor
No olvides que todo lo que sea de SaharaLibre.es puedes usarlo en tu web o blog.
Trabajamos por y para el Pueblo Saharaui - No somos nadie.
Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual 3.0 Unported.
Esta licencia afecta a toda la web de Saharalibre.es a EXCEPCIÓN DE LAS NOTICIAS E IMÁGENES DEL SEMAFORO, cuyos derechos corresponden a las fuentes citadas en las mismas.