Bienvenido/a a SaharaLibre.es
Bienvenido/a a SaharaLibre.es

El Semáforo de la Historia

Agenda del Sahara

Octubre 2017
  1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
 
Hoy no hay eventos.

Sugerir un evento Sugerir un evento

Login

Nickname

Contraseña

Código de Seguridad: Código de Seguridad
Teclea Código de Seguridad

¿Todavía no tienes una cuenta? Puedes crearte una. Como usuario registrado tendrás ventajas como seleccionar la apariencia de la página, configurar los comentarios y enviar los comentarios con tu nombre.

Enlázanos

SaharaLibre.es QR

Noticias: Ocho policías por saharaui

Enviado el Domingo, 05 de agosto de 2007, a las 20:09:01
Tema: Derechos Humanos - Enviado por prada
Derechos HumanosNos acercamos a Smara, la Ciudad Santa del Sahara Occidental. Levantada piedra a piedra por los saharauis, Ma el Ainin la quiso convertir hace más de dos siglos en el centro cultural, político y económico de Saguia el Hamra. Smara se alza como un espejismo en medio del desierto. Alejada del mar y sin riquezas naturales, las inversiones no llegan a esta ciudad en ruinas devastada primero por los franceses y «profanada» más tarde por los marroquíes.
De sus 45.000 habitantes, una tercera parte -15.000 saharauis- lucha sin tregua por la independencia. Para encontrarnos con ellos hemos tenido que superar cuatro controles. Miles de agentes de los cuerpos de seguridad marroquí cercan la ciudad. Tocan a ocho policías por saharaui.

Ghlana tuvo que lidiar con diez. Tiene 16 años y la noche anterior a nuestra llegada fue detenida y torturada. Con su frágil voz nos cuenta que la llevaron al desierto y que tras despojarle de sus ropas, tocaron su cuerpo. Sólo había escrito en un correo electrónico la palabra Intifada (en árabe, levantamiento). En la Ciudad Santa, testigo de la fundación del Frente Polisario en 1973, la represión es «brutal». De los 550 saharauis desaparecidos desde la ocupación marroquí 220 son de Smara. Nos lo cuenta el activista Otmani El-Lud Emman, con quien hemos podido reunirnos. Su casa, «destrozada hace un año tras una redada», ha podido ser reconstruida gracias a la solidaridad de sus vecinos.

Bastan unas horas para darse cuenta de que estamos en una base muy importante de la oposición a los marroquíes y sus planes anexionistas. Las detenciones son diarias. Durante nuestra visita, en 24 horas, fueron apresados seis saharauis por reclamar la independencia que, dicen, se les negó hace tres décadas.«Las olas negras de represión son constantes». Zahbid Mahkluf, de 21 años, da fe de ello. Es uno de los chicos detenidos y apaleados durante nuestra estancia. Le apresaron mientras paseaba. Poco después, dos niños fueron detenidos, relata su madre. Llevaban ropas del Polisario y entonaban sus cánticos.

En Smara los más pequeños inundan las calles y pasan horas manifestándose. Son las nuevas generaciones, que nunca han conocido la libertad. No tienen miedo. «Sus profesores les piden que dibujen la bandera de Marruecos, pero se niegan y esbozan la de la República Árabe Saharaui Democrática», explica el activista. Todo, incluso las palizas, menos doblegarse ante la «censura marroquí».

Vacunas para el olvido

La represión cultural es total, relatan; los marroquíes quieren borrar las raíces del pueblo saharaui. «No podemos aprender español, ni nuestra historia, nos imponen sus costumbres y no soportan que reaccionemos contra sus imposiciones». Como si quisieran eliminar de un plumazo toda memoria «recurren a sustancias químicas para anular nuestra conciencia». Nos lo cuenta una joven que ha sufrido en sus carnes esta práctica «impropia de un Estado que se autoproclama democrático».

Aquí es raro el que no ha dado con sus huesos en la cárcel, cuenta Feku Selma, presidente del Comité Saharaui de Defensa de los Derechos Humanos en Smara. Es cierto. Nos acabamos de reunir con familiares de los presos que están en la Cárcel Negra de El Aaiún. Padres, madres, hermanas y esposas se quejan de la situación de los internos. «Muchas veces no les permiten comer si no pagamos» explica una mujer mientras se lamenta de que no tiene dinero ni para alimentar a sus pequeños. Sale a flote gracias a sus vecinos, los mismos que ayudaron a reconstruir la casa de El-Lud. La solidaridad es su garantía de supervivencia. Pero a veces no es suficiente.

ERENA CALVO

Fuente: ABC


Nota: Sin embargo el presidente de la Liga Española Pro-Derechos Humanos no vió nada en su visita "guiada" a los Territorios Ocupados. Tampoco emitió ningún comunicado en relación con los sucesos en las universidades marroquies contra estudiantes saharauis.

Lo que los marroquies niegan a los saharauis, la enseñanza del castellano, es dado GRATIS a los marroquies por el Instituto Cervantes.

Compartir esta noticia

Enlaces Relacionados

· Más Acerca de Derechos Humanos
· Noticias de prada


Noticia más leída sobre Derechos Humanos:
SITUACIÓN EN LAS UNIVERSIDADES

Votos del Artículo

Puntuación Promedio: 5
votos: 1


Por favor tómate un segundo y vota por este artículo:

Excelente
Muy Bueno
Bueno
Regular
Malo

Opciones

"Login" | Entrar/Crear Cuenta | 1 Comentario | Buscar Discusión
Los comentarios son propiedad de quien los envió. No somos responsables por su contenido.

No se permiten comentarios Anónimos, Regístrate por favor

Re: Ocho policías por saharaui (Puntuación 1)
por Sahariano (assahculsienor@hotmail.com) el Lunes, 06 de agosto de 2007, a las 19:56:39
(Información del Usuario | Enviar un Mensaje)
  “La represión cultural es total, relatan; los marroquíes quieren borrar las raíces del pueblo saharaui. «No podemos aprender español, ni nuestra historia, nos imponen sus costumbres y no soportan que reaccionemos contra sus imposiciones»”.
 
Es verdaderamente llamativo lo del Instituto Cervantes y sus relaciones con el Pueblo Saharaui, cuando visitamos los campamentos en las madrazas los niños saharauis tienen para estudiar Español, una libretita de medio folio, con treinta o cuarenta páginas máximo, que además está impresa por un programa con la educación creo que de Noruega u otro país Europeo que en este momento no se precisar, mientras el instituto Cervantes tiene cinco centros en Marruecos (Casablanca, Fez, Rabat, Tánger, Tetuán), y ni uno sólo ni en los territorios ocupados ni una sola ayuda para que los niños Saharauis aprendan español en lo Campamentos de Tinduf.
Como siempre sentimos vergüenza de esta situación es además cierto lo que se comenta en este artículo, mientras que Marruecos, encarcela, reprime cualquier reivindicación Saharaui, los instrumentos culturales de España al servicio de la Dictadura represiva Alauita.
Luego el Sr. Zapatero y Moratinos nos seguirán contando mentira tras mentira pero además de no hacer nada políticamente en beneficio de la Justicia Internacional y a favor del Pueblo Saharaui, en el terreno cultural tampoco como no podía ser de otro modo, ellos están instalados en ponerse al lado del Sátrapa de Mohamed VI, y de hay no se mueven. ¿Porqué será?
Una vez más pedimos que alguien solvente del Gobierno Socialista nos lo explique, pero no recibiremos ninguna explicación, porqué no la tiene.



No olvides que todo lo que sea de SaharaLibre.es puedes usarlo en tu web o blog.
Trabajamos por y para el Pueblo Saharaui - No somos nadie.
Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual 3.0 Unported.
Esta licencia afecta a toda la web de Saharalibre.es a EXCEPCIÓN DE LAS NOTICIAS E IMÁGENES DEL SEMAFORO, cuyos derechos corresponden a las fuentes citadas en las mismas.